Connect with us

Burdas.cl

Burdas.cl

INCOMODIDAD: Hablemos de Depresión

Vida y Salud

INCOMODIDAD: Hablemos de Depresión

INCOMODIDAD: Hablemos de Depresión

De la mano de Mailen Ema Sofía, damos por iniciada una linea de notas que abordarán temas INCOMODOS que en algún momento debemos conversar, debatir, pensar, actuar, por la importancia que tienen para cada un@, sobre todo en estos días. Atención!

Depresión. Es seguro que la sola mención de la palabra pueda generar algún malestar. Nos pone en tensión si quiera leerla, por que nadie quiere estar próximo a ella. Es devastadora para quien la vive y para quienes le rodean.

El problema es que a veces sólo identificamos los estados depresivos con la apatía, la soledad y la falta de energía. Y ciertamente en algunos casos se presentan estas señales y actitudes. Pero en otras ocasiones NO.

A veces un estado depresivo se oculta tras personalidades de carácter fuerte, que tienden a traer el mundo a cuestas. Se exigen cumplir y mantener un rol, en pro de llevar a cabo un ideal o cumplir alguna expectativa ajena. Están llenos de actividades y compromisos, de manera de no lidiar con ellos mismos.

Esos casos suelen ser los peores. Porque pueden desencadenar en que ni la misma persona se de cuenta de su estado depresivo, y actúe de forma autodestructiva e inconsciente.

Reconocerlo no será fácil. Porque estas personas acostumbran a demostrar siempre que están bien, que tienen todo bajo control ¡Nadie puede notar que se les vino abajo el sentido de la vida! Así es que se esfuerzan en aparentar cuando es necesario. Y son capaces de cambiar totalmente su energía de un momento a otro, con tal de mantener el personaje. 

Pero hay actitudes claves con las que puedes identificar un estado depresivo, ya sea propio o ajeno. 

  • Problemas del sueño: Pesadillas, crisis de angustia, insomnio, dormir pocas horas o bien dormir demasiado. Las afecciones del sueño tienen directa relación con nuestro estado psico-emocional expresándose a través del inconsciente y provocando distintos estados físicos (agotamiento, tensión muscular, cambios hormonales, jaquecas, etc)
  • Cambios bruscos en la alimentación:  Ya sea una disminución del apetito o un aumento en la ansiedad por comer, nuestro sistema digestivo se expresa como un reflejo de auto castigo cuando se priva del alimento o bien, como una compensación al sobre abastecerse. En este grupo también se puede incluir el aumento de sustancias como el alcohol, tabaco u otras.
  • Descontrol emocional: Se expresa en sobre reacciones que pueden generar llanto explosivo, actitudes agresivas, desmayos, irritabilidad o toda aquella forma exacerbada de emocionalidad. 

Cabe destacar en este último punto, que es necesario aprender a permitir la emocionalidad cuando esta golpea a nuestra puerta. Y que, para poder hacerlo de forma sana, debemos aprender herramientas y saber reconocernos en nuestras reacciones y actitudes. Porque de otra forma sólo nos dejaremos embargar por ellas, sin darnos cuenta del daño que eso puede hacer.

El tema con la Depresión, es que no queremos hacerle frente. La evitamos o la dopamos. Lo que sea para no tener que escuchar sus alaridos. Pero en el fondo lo que sucede es que hasta que no la enfrentas, la vives y la sobrevives, nunca se callará. 

Y no es posible enfrentarla hasta que no tengas un cierto grado de comodidad y seguridad. Si tienes alguien de confianza con quien desahogarte ¡Mucho Mejor! Y si tú puedes contener, ser ese oído ¡Mejor aún! Son momentos críticos los que estamos viviendo. Y si no sabemos escucharnos ¿Cómo podremos solucionar todo lo que nos agobia?

Un estado depresivo se puede pasar sólo con la compañía y espacios adecuados. Una depresión debe tratarse si es necesario. Viviremos muchos estados depresivos durante nuestras vidas. Hace bien identificarlos y saber cómo actuar frente a ellos.

A veces, hablar de incomodidades, se hace necesario.

Somos la revista lésbica de Chile.

Click para comentar

Debes estar logueada para comentar Login

Leave a Reply

Más en Vida y Salud

Arriba